Un escuchador interesante
Mirá vos que interesante, hay varias lecturas que se pueden hacer a este tipo de fenómeno, uno las puede ver como una enfermedad de metropolis, no me voy a poner a hacer un estudio psicologico del asunto, porque no estoy capacitado para eso, pero lo que cabe es que cada vez hay más vacio interior en las personas. Amo vivir en mi ciudad, tener mis amigos y tener a mi confidente (ella).

A pesar del bullicio de los 30 millones de personas que se arremolinan en el área metropolitana de Tokio, la soledad del tokiota va en aumento y ha hecho surgir una nueva profesión, la de «escuchador», alguien sin una cualificación académica específica dispuesto a oír lo que otro tiene que decir.

Cada día son más las personas que se detienen en las esquinas en las que suelen sentarse los «escuchadores» para abrirles su corazón y contarles esos problemas que oprimen el pecho y son difíciles de relatar a conocidos.

Articulo completo: interesante