Los   servicios de las RBL siempre han sido utilizados, pero el gran problema que tienen son las cantidad de falsos positivos que hay dentro de una base de datos de este tipo.

Ahora tenemos a Buanzo, que ha creado su propio servidor de lista negra o RBL, pero solamente de IPS de spammers argentinos. Una de las características, que creo hacen importante al servicio, es que cada IP es colocado a mano, es decir, que no hay ningún robot que haga automáticamente el trabajo y así­ se evitan los falsos positivos, o se minimizan.

Ya tiene el primer IP de la lista, y en el post del blog de Buanzo, han explicado la razón de porque se agregó.

Se puede consultar la base de datos con una aplicación realizada por Buanzo.

En el mismo post esta la información de como utilizar el servicio de RBL y como configurarlo en el servidor de correo.